Trafico 06/03/2020

Denunciada una ciclista por “n PRESUNTO DELITO CONTRA LA SEGURIDAD VIAL POR CONDUCIR SIN HABER OBTENIDO NUNCA PERMISO O LICENCIA”

by Victor Lamela

El pasado día 11 de febrero, como consecuencia de una colisión por alcance entre un turismo y una bicicleta eléctrica en el que la conductora de esta última resultó lesionada, actuó una dotación de la Policía Local de A Coruña. Uno de los agentes se percató de que la bicicleta eléctrica, aparentemente, bicicleta de pedaleo asistido, disponía además de un elemento extra: se trataba de un acelerador variable de potencia que se activaba a través de un interruptor. Es por ello que pusieron los hechos en conocimiento del equipo de atestados de la Policía Local de A Coruña.

De las investigaciones realizadas por este equipo se concluye que al estar provista de un acelerador variable de potencia que funciona independientemente de si su conductor deja de pedalear no estaríamos ante lo que el Reglamento General de Vehículos define como “bicicleta con pedaleo asistido” – Bicicleta que utiliza un motor, con potencia no superior a 0.5 kw. como ayuda al esfuerzo muscular del conductor. Dicho motor deberá detenerse cuando se dé cualquiera de los siguientes supuestos:

  • –  El conductor deja de pedalear
  • –  La velocidad supera los 25 km/h.Es decir, que según el Reglamento de la Unión Europea UE no168/2013 y la reciente instrucción de la DGT 2019/S-149 TV-108, estaríamos ante un vehículo de categoría “L1e” que a su vez establece dos subcategorías:
  • –  La “L1e-A”: para ciclos diseñados para funcionar a pedal que cuentan con una propulsión auxiliar cuyo objetivo principal es ayudar al pedaleo, la potencia de la propulsión auxiliar se interrumpe a una velocidad del vehículo menor o igual a 25 kms/h y su potencia nominal o neta continua máxima es menor o igual a 1.000 W. Se denominan CICLOS DE MOTOR.
  • –  La “L1e-B”: para ciclos cuya potencia nominal sea igual o inferior a 4.000 W y desarrolle una velocidad igual o inferior a 45 kms/h. Se denominan CICLOMOTORES DE DOS RUEDAS.Si bien es cierto que para el caso que nos ocupa, las prestaciones que tiene son propias de una bicicleta con pedaleo asistido, para las cuales no es necesario permiso de conducción alguno, autorización para circular o seguro obligatorio, lo cierto es que habría de encuadrarse dentro de la L1e-B, al no interrumpirse la propulsión auxiliar al dejar de pedalear con el acelerador activado y, por tanto, su conducción habría de requerir tanto permiso de conducir, como de circulación y seguro.

    Dado que la conductora nunca obtuvo permiso o licencia se le imputa un PRESUNTO DELITO CONTRA LA SEGURIDAD VIAL POR CONDUCIR SIN HABER OBTENIDO NUNCA PERMISO O LICENCIA y queda pendiente de posibles sanciones administrativas por carecer de autorización para circular o seguro.

Por parte de esta Policía Local se recuerda a todos los usuarios de vehículos eléctricos que tengan en cuenta estas exigencias a fin de no llevarse una sorpresa en forma de sanción penal o administrativa.

A %d blogueros les gusta esto: